La titular de la Junta de Evaluación de Discapacidad, doctora Hortensia Juárez, habló acerca de los avances en la campaña de vacunación para personas con discapacidad.

Al respecto la directiva destacó los importantes progresos en materia de cobertura que se vienen realizando: «Se va avanzando a pasos agigantados, se sabe que es una población en la cual muchos vienen en sillas de ruedas, algunos tienen parálisis cerebral, retraso mental severo profundo y son acompañados por sus familiares que los asisten”, afirmó Juárez, al tiempo que agregó en esta mañana ya llevan vacunando a 90 personas, todos ellos con turno, un grupo en la misma Junta que se encuentra en calle Alberdi 416 y otro en Caja Popular de Ahorros.

Con motivo de las dificultades para el acceso de algunos pacientes, la profesional comentó que la Junta se constituyó en parte como una suerte de AutoVac para aquellas personas que no pueden descender de los vehículos en los que se trasladan: «La verdad es que notamos la expectativa y la emoción que hay por la inmunización, muchos padres lloran, es algo muy emotivo. Creo que lo más importante de destacar es el agradecimiento infinito de los padres de estos pacientes hacia nuestra ministra, la doctora Rossana Chahla, hacia nosotros que conformamos la Junta y estamos poniendo todo lo mejor para dar respuestas inmediatas. Vacunar a esta población es un acto de nobleza», sostuvo.

Respecto a la situación actual de cada uno de estos pacientes, Juárez hizo hincapié en que muchos de ellos no estaban pudiendo salir de casa para nada, algunos concurrían a un Centro Educativo Terapéutico donde se realizan actividades de contención, talleres de formación laboral, de cocina y en este momento no pueden ir por la situación de pandemia, pero con la vacunación se genera la posibilidad de la presencialidad, con la misma metodología de burbujas que se emplea en las escuelas.

“Hay una expectativa enorme y una gratitud inmensa por parte de las familias. El circuito está totalmente organizado, todos concurren con Certificado Único de Discapacidad vigente, con el DNI y en el caso de algunos de los pacientes que quizás no pudieron obtener turno para realizar las actualizaciones correspondientes se les da de alta, cumplen con todos los protocolos, hay un sector donde esperan y después ingresan con el admisionista, al triage y se separan para ingresar en cualquiera de los dos núcleos de vacunación que tenemos», detalló.